Más artículos

El test de las burbujas: elegí una y decubrí cuál es tu mayor temor

El test de las burbujas: elegí una y decubrí cuál es tu mayor temor
Todos los tenemos miedo a algo, y si todavía no pudiste definir qué es lo que te paraliza en algunas situaciones, este test te lo va a descifrar
Por iProfesional
22.01.2021 15.37hs Recreo

¿Quién nunca jugó con burbujas alguna vez en su vida? Resulta ser que estas esferas flotantes tienen la capacidad para determinar qué temor asecha en tu vida. Existen miles de razones por las cuales podemos tener problemas, y muchas veces el miedo a algo es la causa de estos.

¿Qué burbuja elegís?

Para hacer este test, tenés que mirar la imagen debajo y elegir la burbuja que más te atraiga. La elegida, va a determinar cuál es tu temor más grande y te va a aconsejar en cómo lidiar con este para hacer tus días más livianos.

Cada una de estas burbujas representa un tipo de temor. Elegí la que más te gusta y descubrí el tuyo
Cada una de estas burbujas representa un tipo de temor. Elegí la que más te gusta y descubrí el tuyo

¿Cuál es tu temor?

Burbuja número 1

Tu extrema sociabilidad te demanda estar constantemente comunicado, lo que puede llevarte a temerle a la soledad. La idea sola de que alguien te considere poco interesante, aburrido o que no te necesiten ya te pone en estado de alerta. Para vos, es imprescindible que la gente te considere imprescindible y mantener todas tus relaciones siempre en buenos términos.

Puede que tu necesidad de validación, junto con los nervios de que no te consideren a la altura de las circunstancias sea lo que te cause tanto miedo. Lo único que pedís cuando interactuás con otros es que estén contentos, pero también te inquieta tu propia felicidad.

Si te encontrás renunciando a tu goce personal simplemente para generar un ambiente cómodo para el otro, es hora de que te pongas primero en tu lista de prioridades y encuentres el equilibrio. Decile no al miedo al fracaso, y acordate que las opiniones de los demás no tienen que ser tan importantes.

Burbuja número 2

Tus problemas empiezan cuando las cosas no salen como querés. Ni bien algo que no tenías en tus planes aparece, te atacan los nervios y no se calman hasta que encontrás alguna solución viable. Esto puede ser un miedo a la falta de control

Si esto llega al punto de paralizarte o te impide disfrutar de algunas actividades, es hora de que dejes el temor a un lado. Te destacás por tu singularidad y creatividad, pero no los dejás ser por tu miedo a quebrar el status quo. Cortá la soga que vos mismo te ataste y disfrutá de los lugares a los que te puede llevar tu imaginación.

Burbuja número 3

La inseguridad es la traba emocional que tanto te perturba desde chico. Esa falta de confianza en vos mismo te expone al constante miedo de quedar en ridículo o que se burlen de vos por tu manera de ser y actuar. Es por eso que te cuesta tanto expresarte y brindar tu punto de vista en una conversación.

Abandoná la idea de que todo te tiene que salir perfecto. Si bien está bueno no querer equivocarse y esperar lo mejor de uno, no hay que llevar las cosas al límite. Empezá por hablar con tu círculo íntimo de amigos y familia y lentamente abrite a nuevas interacciones con cada vez más gente.

Recreo en tu mail
Suscribite a nuestro newsletter y recibí diariamente las últimas noticias en finanzas personales. Economía, impuestos, tecnología y buenos negocios:
Lo más leído