Más artículos

Así será el primer cabaret de robots que abrirá en 2019

Así será el primer cabaret de robots que abrirá en 2019
Se trata de Eve’s Robot Dreams, que se centra en “el consentimiento de todos”. Los clientes deberán "conocer" a las protagonistas antes de concretar cita
13.11.2018 16.26hs Recreo

La tecnología avanza a pasos agigantados y no deja rubro por revolucionar. Ahora, llegó a los cabarets: en los Estados Unidos se ofrecen encuentros sexuales con robots.

Se trata de Eve’s Robot Dreams, el primer burdel que se centra en “el consentimiento de todos”, publicó viapais.com.ar.

“Centrarnos en el consentimiento ayuda a relacionarse con los robots de una forma más saludable. Toda vida, aunque sea potencial, merece respeto”, explica la promotora de este proyecto.

El proyecto es que el burdel abra sus puertas en 2019 en Los Ángeles, Estados Unidos. Será un lugar con diseño futurista, a cargo de la curadora Marina Fini, al que los clientes podrán ir a tomar unas copas y conocer a las robots acompañantes.

Las protagonistas de este burdel serán modelos RealDoll X, robots sexuales que hace poco fueron lanzados al mercado.

Para comenzar a construir su relación con ellas los clientes deberán instalar la app Realbotix en su celular.

El lugar fue creado por Unicole Unicorn, una robotista e influencer que asegura que Eve´s es una empresa consciente que atenderá una gran variedad de situaciones:

– Gente que quiera “explorar” sin engañar (ya que muchos no consideran que tener un affaire con un robot sea engaño)

– Quienes quieran profundizar su relación con la tecnología

– Quienes “están en el espectro del autismo, tienen ansiedad al interactuar con otras personas o que son demasiado sensibles para explorar las relaciones humanas” por cualquier motivo.

El principal problema con el que se enfrenta este proyecto es la limpieza y el saneamiento.

“Estamos trabajando con el condado de Los Ángeles y OSHA para proporcionar el entorno más seguro para todos. Tendremos personal a mano para limpiar y esterilizar el equipo. Además, cada huésped podrá comprar su propio inserto vaginal o de ano que es de ellos y solo de ellos”, explica Unicorn.

En el mercado, estas muñecas-robots tienen un precio de entre 14.000 y 18.000 dólares. Incluyen una tecnología que se usa, por ejemplo, para que digan frases amorosas que varían según el momento de la relación.

“Los robots sexuales están en su primera generación y son muy caros de comprar, reparar y reemplazar. Dejaremos esto en claro para los clientes y exploraremos diferentes potenciales para asegurar y proteger los robots“, reconoce la fundadora de Eve´s.

Para llevar a cabo el proyecto, la influencer lanzó una campaña en Indiegogo a fin de juntar fondos que los ayuden a concretarla.

Para eso deberá recaudar poco más de 150 mil dólares. El sueño parece lejano, siendo que a poco del cierre de la campaña solamente tienen 2.500 dólares y el apoyo de diez patrocinadores.

Este no es el primer burdel de este tipo.

Hace poco, en Italia se inauguró un local secreto que ofrecía sexo con muñecas muy realistas de la firma Lumidolls. A poco de la apertura, la policía de Turín clausuró el burdel y multó a sus propietarios acusándolos de “actividades ilegales”.

Enterate lo último sobre economía digital, startups, fintech, innovación corporativa y blockchain. CLICK AQUÍ
Te puede interesar