Más artículos
Últimas noticias
Ahora en portada
Últimas noticias

Qué efectos adversos puede provocar el uso de pastillas anticonceptivas

Qué efectos adversos puede provocar el uso de pastillas anticonceptivas
La toma de esta medicación expone a las mujeres a una serie de consecuencias, aunque no se manifiestan en todos los casos
18.07.2019 14.42hs Health & Tech

En la actualidad, los anticonceptivos combinados orales son un método altamente difundido en las mujeres a nivel mundial. Son muchas las que eligen cuidarse de esta manera y, así, prevenir la posibilidad de un embarazo no deseado.

Dentro de todos los tipos que existen, las pastillas anticonceptivas se ubican en del grupo de los que tienen mayor efectividad. Los comprimidos, que se toman de forma diaria diaria, están hechas a base de hormonas que evitan la ovulación.

Si bien se encuentra entre los métodos de mayor efectividad, es necesario aclarar que las pastillas anticonceptivas combinadas pueden tener, al igual que cualquier otra medicación, una serie de efectos adversos. En muchos casos jamás aparecen, lo cual hacer que la mujer se sienta cómoda y a gusto con el uso de este método; en otros, sin embargo, se manifiestan rápidamente y pueden afectar de manera severa la salud de la mujer.

Antes de detallar cuáles son, es fundamental aclarar que ningún anticonceptivo debe generar malestar o incomodidad en ningún momento, es decir que no hay que naturalizar esta situación. El objetivo es que la mujer pueda desarrollar su día a día de manera regular y que no tenga complicación alguna como consecuencia de las pastillas.

El sangrado leve o manchado intermenstrual es un síntoma muy frecuente, al igual que el aumento de la sensibilidad en las mamas.
A su vez, las mujeres que toman estas pastillas pueden ver elevada su presión arterial y sentir dolores de cabeza con mayor asiduidad e intensidad de la regular.
Las náuseas y la hinchazón -sobre todo en al zona del abdomen- son manifestaciones muy comunes en quienes usan este método anticonceptivo.

Cabe mencionar que algunos de estos efectos secundarios -sobre todo los dolores y molestias- podrían disminuir con la toma continua, aunque no siempre sucede de esta forma.

Por otro lado, es importante destacar que las las pastillas anticonceptivas aumentan el riesgo de padecer ciertas patologías, que no son inherentes a la medicación en sí misma, pero que pueden afectar la salud de la paciente.

La aparición de coágulos sanguíneos, sobre todo en las venas de las piernas y de los pulmones, es una de las potenciales patologías que pueden desencadenarse a partir del uso de anticonceptivos orales. Aunque este efecto secundario es poco frecuente, es el efecto adverso grave que ocurre con mayor frecuencia. Según algunas investigaciones, las pastillas que contienen mayores dosis de estrógenos o que contienen acetato de ciproterona o drospirenona como progestágeno se asocian con un riesgo mayor de trombosis venosa.

Por su parte, el riesgo de padecer un ataque cardíaco o un accidente cerebrovascular es mucho mayor en mujeres que toman anticonceptivos, aunque no en todos los casos. Según un estudio realizado en 2015, el riesgo general no aumentó en las mujeres que utilizaron las píldoras anticonceptivas orales en comparación con las mujeres que no lo hicieron. El riesgo no varió según el tipo de progestágeno. Sin embargo, se encontró que el riesgo de trombosis arterial pareció ser dos veces más alto en las mujeres que tomaban píldoras con dosis mayores de estrógeno. Esta revisión mostró que, con respecto al riesgo de trombosis arterial, las píldoras con mayor cantidad de estrógeno parecen seguras.

En conclusión, según este análisis, el riesgo del infarto de miocardio o accidente cerebrovascular isquémico solo es mayor en las pacientes que toman pastillas con una dosis mayor a 50 mg de estrógeno. En este sentido, entonces, el estudio asegura que los comprimidos con una menor dosis de estrógeno serían seguras.

Para todas aquellas personas que tomen este tipo de medicación, es clave tener en cuenta que ante la aparición de algunos síntomas es necesario consultar a su médico. El dolor abdominal, los nódulos mamarios, el dolor en el pecho, la depresión, la dificultad para hablar y los problemas oculares -como visión borrosa o doble-, no son síntomas esperables de las pastillas anticonceptivas; lo mismo sucede con los desmayos, la ictericia -coloración amarillenta de la piel- las convulsiones, la erupción cutánea alérgica, el dolor intenso o hinchazón en las piernas, los cambios de humor importantes y la ausencia de períodos menstruales. Ninguno de los síntomas mencionados es frecuente en mujeres que toman anticonceptivos, por lo que si aparecen es importante prestarles atención y hacer una consulta de manera inmediata.

Enterate lo último sobre economía digital, startups, fintech, innovación corporativa y blockchain. CLICK AQUÍ
Health & Tech en tu mail
Suscribite a nuestro newsletter y recibí diariamente las últimas noticias en finanzas personales. Economía, impuestos, tecnología y buenos negocios:
Más sobre Health & Tech
Te puede interesar